LOADING CLOSE

Cómo arreglarnos para una entrevista de trabajo.

trabajo y empleo

Cómo arreglarnos para una entrevista de trabajo.

La imagen personal es un factor muy importante en una entrevista de trabajo.

Como comenté en artículos anteriores relacionados con la entrevista de trabajo, la imagen personal y el cuidado de ella no es de modo alguno un tema menor. El cabello, el maquillaje y los complementos, en definitiva el estilismo para la entrevista de trabajo, no lo es todo aunque puede resultar determinante. Nuestras sociedades están contaminadas con el virus del prejuicio y, amén de ello, de un modo u otro nos etiquetarán. 

La clave es precisamente transmitir una mensaje con nuestra imagen que nos beneficie y no que la misma se transforme en una elemento negativo, el cual eventualmente, puede ensombrecer nuestros talentos y virtudes, tanto personales como profesionales.

Insisto también en que no se trata de despersonalizarnos o dejar de ser auténticos, simplemente de tener en cuenta ciertos factores, los cuales pueden ser determinantes en un sentido u otro al momento de presentarnos a la entrevista de trabajo.

El arreglo del cabello y las manos para la entrevista de trabajo.

El cabello, tanto en hombres como en mujeres, debe estar arreglado. En el caso del hombre ir rapado tipo militar no significa que transmite algo positivo, es más, te recomiendo evitarlo de ser posible. Tampoco que lleves el cabello largo o medio largo implica que seas desprolijo, bien puedes utiliza gel o hacerte una coleta. Desde luego afeitado y si utilizas barba bien recortada.

En el caso de las mujeres el cabello también arreglado, si tus facciones son amigables te recomiendo despejes tu rostro. Si utilizas tinte de cabello recuerda que las raíces negras dan mala impresión y claro, colores como el rojo u otros un tanto radicales pueden transmitir un mensaje bastante contundente y no ciertamente positivo a tus intereses.

En cuanto al maquillaje femenino cuidado con las estridencias o los colores demasiado agresivos; tampoco es cuestión de parecer una moja de clausura ni muchos menos, simplemente transmitir cierto equilibrio con algo de vivacidad. El mismo bien utilizado puede ser una muy buena herramienta y debe emplearse para resaltar favorablemente los rasgos y no lo contrario. Las manos arregladas tanto para las mujeres como para los hombres, uñas recortadas y limpias, vamos pulcritud.

Un elemento fácil de detectar, y nada positivo por cierto, son las uñas cortadas a golpe de diente, evidencian ciertos rasgos negativos de la personalidad los cuales evidentemente debemos evitar transmitir. Vosotras prestad especial atención con el color a elegir para las uñas, éste determina y transmite; cuidado con los colores estridentes al igual que las uñas postizas o las que intentan pasar por pequeñas obras de arte. Recordad que estamos en el ámbito de una entrevista de trabajo y no en una discoteca o saliendo con amigos a tomar copas.

Los pendientes y las cadenas para la entrevista de trabajo.

En el caso particular de las mujeres cuidado con la bisutería; los pendientes, cadenas y anillos se deben utilizar de forma equilibrada; no más de dos anillos por mano y evita los aros tipo flamenco como los pendientes demasiado grandes o llamativos; las perlitas suelen transmitir cierto aire sofisticado. Siempre un pendiente por oreja y los pircing en las nariz corren por cuenta de cada uno.

Las cadenas con algo colgado en ellas cuidado, es decir, evita símbolos específicos que te etiqueten. Tampoco hablo de negar tus tendencias religiosas o creencias; si llevas un crucifijo, una estrella de David o una calavera, simplemente tenlo en cuenta porque tu entrevistador si lo tendrá. Recuerda que lamentablemente el virus del prejuicio contamina nuestras sociedades.

Las gafas son un complemento aunque las utilices por motivos de salud, cuidado con el tipo de estructura elegida y el color de las mimas. Evita colores como el rojo o el blanco, las patillas demasiado gruesas o anchas y cualquier aplique dorado o de color plata. Tampoco es necesario pasarse a los diseños retro, simplemente tomarlas como un complemento que sume a tu imagen personal y que no la distorsione.  

Los perfumes y los olores en la entrevista de empleo.

Los olores todos los sentimos, no hay misterio, por tanto cuidado con ellos. El exceso de perfume no significa en modo alguno lograr algo positivo, al contrario. En más de una oportunidad subí a un ascensor con personas que abusaron de los perfumes y la experiencia no fue nada agradable. Los perfumes conviene que no sean demasiado fuertes, y en el caso de los hombres si utilizan loción para después de afeitar no combinarla con éstos o cuando menos intentar que lo hagan bien.

Un factor en el que pocos suelen reparar es, precisamente, en la combinación de olores provocados por diferentes productos. Gel de ducha, shampoo, crema de enjuague para el cabello, perfumes, gel o fijadores, todo desprende determinados olores y, utilizando diferentes productos, todos ellos se mezclan. Sin dejar de lado el olor de la ropa, la cual para la entrevista de trabajo desde luego ésta debe estar limpia. La ropa absorbe olores, desde los corporales a los externos, como por ejemplo el humo del tabaco.

A los fumadores desde luego recomendarles que no fumen antes de entrar a la entrevista de trabajo y de ser posible utilicen un enjuague bucal; los no fumadores suelen ser muy sensibles al olor del tabaco y puede resultar un factor negativo a nuestros intereses.

Para finalizar ésta serie de artículos sobre la entrevista de trabajo me permito recordaros que nada es casualidad y solo existen las causalidades. Debemos prestar atención a todos los detalles, los cuales eventualmente en el conjunto pueden resultar negativos a nuestros intereses particulares, en éste caso conseguir un trabajo.

Author: Daniel Costa Lerena

Psicólogo Clínico, Master en Coaching y NLP-DBM. Webmaster y Blogger.

(4) Comments
  1. Todavía siguen discriminando por el aspecto físico y no te valoran por tu capacidad o competencia. Ana.

  2. Gracias Ana por tu comentario.!

    Lamentablemente algunas organizaciones y, particularmente, en algunas sociedades, todavía se sigue discriminando por el aspecto físico y otros factores.

    Desde luego, si bien para ciertos trabajos en particular es requisito una imagen acorde al puesto, considero que debe primar otros factores como la formación y cualificación.

    Un saludo.

  3. Gracias Miguel por tu comentario.!

    Ciertamente el cabello largo, en los hombres claro, es un factor bastante polémico; particularmente en algunas sociedades. Te entiendo tanto desde lo profesional como desde lo personal, pues prácticamente la mitad de mi vida llevé el cabello largo.

    Debo aclarar, pues entiendo procede en toda regla, que nunca me sentí discriminado por ello aunque si blanco de algunas miradas, particularmente en algunas sociedades específicas.

    También debo decir que de forma alguna el cabello largo se transformó en un impedimento para realizar mi trabajo de forma correcta y, mucho menos, un factor limitador de cara a las oportunidades laborales.

    Particularmente considero que la clave es cómo lo los hombres llevamos el cabello largo, es decir, arreglado y acorde a las circunstancias.

    Un saludo.!

Deja un comentario