LOADING CLOSE

¿Qué es la calidad de vida?

¿Qué es la calidad de vida?

El concepto de calidad de vida es aplicado de forma frecuente en nuestras sociedades y, particularmente en las últimas décadas, siendo éste utilizado como eslogan publicitario; principalmente como reclamo o estímulo a adquirir ciertos bienes y servicios. 

Desde las diferentes áreas del conocimiento humano, el concepto de calidad de vida se utiliza para valorar los niveles de bienestar social generales de los individuos en una sociedad. Vale decir que es una forma de medir e incluso, hasta de forma ciertamente efectiva, establecer formas de comparar. Independientemente del concepto antes mencionado, encontramos el individual, el cual es subjetivo y se basa en nuestra experiencia personal.

Lo anterior no invalida de forma alguna la primer definición un tanto generalista; incluso encontraremos entre ambas puntos en común aunque, en el concepto estrictamente personal sobre lo que consideramos calidad de vida, emergerán las distinciones diferenciales.

La esperanza de vida no es la calidad de vida.

La esperanza de vida es uno de las factores a valorar para realizar la valoración y la misma tiene trampa. Para medir la esperanza de vida en una sociedad se valoran dos aspectos fundamentales aunque, en la práctica, para dar el resultado final se tiene en cuenta principalmente uno. El número de fallecimientos de niños y la edad media máxima en la que mueren las personas son los guarismos fundamentales a tener en cuenta.

Precisamente, las sociedades que bajan la tasa de mortalidad infantil suben su índice de esperanza de vida y con ello aumenta, presuntamente, la calidad de vida en dicha sociedad. Entiendo que un razonamiento de ésta índole, amén de ser bastante pobre en muchos sentidos, termina convirtiéndose en una falacia.

Por otro lado, gracias a los adelantos tecnológicos aplicados al campo de la medicina, la expectativa de vida aumenta. Simplemente porque ahora hay nuevos medicamentos, la medicina evolucionó de forma increíble en relación a hace cincuenta años y claro, sociedades mejor estructuradas desde lo económico permiten al individuo adquirir bienes y servicios de mejor calidad.

Ahora bien, una sociedad con una alta calidad de vida, no significa en modo alguno que sea determinante para todos y cada uno de sus ciudadanos ni mucho menos. Por ejemplo, si vivimos en una sociedad específica, en dónde la calidad de vida es muy buena pero nuestra calidad de vida de individual es mala, no tendremos lógicamente una buena calidad de vida.

Lo anterior parece un juego de palabras aunque os aseguro no lo es de forma alguna. ¿Por qué? Muy sencillo, porque entra en juego un factor determinante, nuestro rol.  

La subjetividad determina qué es la calidad de vida. 

Los factores determinantes que propician las distinciones para establecer las eventuales diferencias, son precisamente individuales, con lo cual es nuestra responsabilidad.

Buena parte del concepto de calidad de vida por tanto es una cuestión enteramente personal; es decir, debemos ocuparnos de tener una buena calidad de vida y pasar de la teoría a la práctica.

Desde luego hay aspectos básicos a tener en cuenta; practicar hábitos saludables, alimentación equilibrada, una inteligencia emocional bien estructurada y claro, interactuar en un entorno familiar y social que nos permita precisamente gozar de una buena calidad de vida.

Incluso si vivimos en una sociedad en la cual no podemos gozar de ella, por razonas ajenas a nuestra persona y determinadas por el entorno, bien podemos cambiarla por otra. Una cosa es adaptarse a vivir en una sociedad determinada y otra muy diferente es resignarse a vivir en ella.

No es lo mismo adaptarse a vivir en una sociedad que resignarse a vivir en ella.

 

Como mencioné anteriormente buena parte del significado de calidad de vida es enteramente personal, por tanto podemos establecer estrategias para modificarla. 

Antes de nada procede analizar nuestro concepto personal sobre qué es la calidad de vida; luego continuar nuestro análisis desde la experiencia diaria, realizando distinciones sobre los factores limitadores para gozar de ella y claro, una vez concluidos los pasos anteriores entrar en acción e ir a por ella.

Nada es casualidad y solo existen las causalidades y, precisamente, el diferencial para disfrutar de una buena calidad de vida está en nosotros. 

Author: Daniel Costa Lerena

Psicólogo Clínico, Master en Coaching y NLP-DBM. Webmaster y Blogger.

(5) Comments
  1. La calidad de vida como dices Daniel es un binomio, la que dominas y la que no.
    La que dominas puede ser aquello que puedes cambiar a voluntad.
    La que no dominas es la salud o los medios economicos que pueden proporcionarte esa calidad de vida, no digo que haya que ser millonario, pero sí tener lo suficiente para que tus necesidades básicas esten cubiertas, pues no hay nada que afecte más que no llegar a fín de mes o no perder la salud. Pilar perez.

  2. Gracias Pilar por tu comentario.!

    Lógicamente hay varios factores que no podemos dominar aunque, bien podemos intentar mejorar en tal sentido. Estrechamente vinculada a la salud están, entre otros, nuestros hábitos, los cuales sí podemos modificar en nuestro beneficio.

    También vale decir que depende de la sociedad en la que vivamos, pues cada una tiene un modelo de salud diferente y con ello también servicios diferenciados, tanto desde la atención primaria como desde la prevención. Ciertamente ésta la podemos cambiar por otra, es decir, si una sociedad no se ajusta a nuestras necesidades o expectativas nos mudamos a otra y listo.

    Coincido contigo en que se necesitan cuando menos ciertos ingresos económicos para poder vivir de forma decoros, ahora, la pregunta es hasta que punto los mismo son, precisamente, para disfrutar de una buena calidad vida o, por el contrario, para simplemente intentar satisfacer nuestra necesidad por el deseo del objeto. La respuesta evidentemente es muy particular y está en cada uno responderla.

    Un saludo y gracias por estar ahí.!

  3. Me parece que poca gente repara en la importancia de tener una buena calidad de vida y al final cada uno encuentra lo busca. Ni se come bien, ni se vive bien , ni casi nadie se cuida como debería, y cuidado que empiezo por mi. Muy buena entrada y de gran utilidad para reflexionar sobre algo tan importante.

  4. Buena pregunta. Para mi la calidad de vida es vivir bien, tranquilo y con salud. Tener trabajo y poder darme mis gustos de vez en cuando. Lo demás va y viene. Se que soy muy básico pero me parece que también la cosa va por ahí y no complicarse tanto la vida también es tener calidad de vida.

Deja un comentario